«Al iniciar la Cuaresma, retornemos al camino de Dios y tomemos en atención al hermano» Mons. Oscar

Miércoles de ceniza damos inicio al camino cuaresmal, todavía en este tiempo de pandemia. Monseñor Oscar, en su homilía llamó a poder retornar a los caminos del Señor, a su amor y así poder fijarnos y conmovernos en el hermano que sufre y necesita.

El Arzobispo destacó el signo de la imposición de la ceniza que nos recuerda la fragilidad del ser humano. “De hecho la vida es un soplo”. Aún más esto se refleja en la pandemia que estamos viviendo, con miedos y crisis profundas. “En realidad se nos ha puesto a prueba nuestra fragilidad humana”.

Añadió que, si bien ponemos la ceniza, no es para un sentir derrotista, sino para poner nuestra mirada en Dios; pues de Él viene nuestra libertad y nuestra fuerza. Acotó además que ni el dinero, belleza, fama, bienes ni instituciones nos dará seguridad plena, sino solamente podemos tener certeza de llegar a la gloria en Cristo el Señor “Hay que mirar al Señor, reconociendo nuestra fragilidad”.

Recordó además que nuestra condición humana hace que nos equivoquemos, vayamos por camino errado y caemos en el pecado, no dando en el blanco. “Este miércoles de ceniza es un llamado a retornar al camino de Dios, vivir como justos”.

Mencionó además que debemos dejar de lado nuestro egoísmo, pues si no atendemos a los otros solamente vivimos en deseamos, más aún en este tiempo de pandemia necesitamos pensar en los otros.

Sobre el Evangelio llamó a que nuestras actitudes cuaresmales sean de buena fe, dejando la hipocresía. “La conversión necesita ser profunda, seria”. Así iniciemos el camino cuaresmal en santidad, mirando a Dios en nuestra pequeñez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: