jue. Dic 12th, 2019

Cochabamba celebró la XXVII Jornada Munidal del Enfermo

Nuestra Iglesia en Cochabamba vivió la Vigésima Séptima Jornada Mundial del Enfermo, con diferentes actividades para unir a nuestros hermanos con la Santa Eucaristía y el acompañamiento en sus momentos de dolencia.

La Pastoral de la Salud, junto con la oficina de Misiones encabezaron las actividades, con una celebración Eucarística central en la Catedral Metropolitana de San Sebastián, que fue presidida por Mons. Oscar Aparicio y concelebrada por Mons. Carlos Curiel. Fue el nuevo Obispo auxiliar, Mons. Carlos quien realizó la homilía y pidió, particularmente a los voluntarios, encontrar a ese Cristo sufriente en cada hermano y hermana enfermo. Destacó que estamos llamados a ser los buenos samaritanos, que brinden una palabra o un gesto de apoyo, de fortaleza.

Por su parte, Mons. Oscar agradeció el apostolado que decenas de hermanos realizan en los centros hospitalarios y en los hogares de los enfermos. Les animó a seguir con esta misión, que refleja el Evangelio vivo.

El Complejo Hospitalario Viedma también celebró esta jornada con la Santa Misa, que fue presidida por el Capellán, P. Reynaldo Acomata, sacerdote que acompaña también, con sus dolencias, a los hermanos que se encuentran internados en las distintas áreas.

Muchas parroquias de la Arquidiócesis de Cochabamba realizaron actividades, durante esta semana, por nuestros hermanos enfermos, entre Misas y visitas, llevándoles además el Sacramento de la Unción de los Enfermos; también entregaron algunos enseres necesarios para la etapa de enfermedad.

Gran servicio del Voluntariado

Son decenas de hermanos y hermanas entre laicos y consagrados, que brindan su tiempo para los hermanos enfermos. Así lo expresan estos testimonios.

Subscribe To Our Newsletter

[mc4wp_form id="69"]
A %d blogueros les gusta esto: