«Dios no tiene preferencias por las apariencia si no por las obras del corazón» Mons. Aparicio

Durante la homilía de este cuarto domingo de cuaresma, monseñor Oscar Aparicio arzobispo de Cochabamba, nos recuerda que Nosotros somos reflejos de la luz del Señor, mencionando que el fruto de la luz, es la verdad, justicia, paz y amor, es en ella que nosotros debemos obrar.

En la liturgia de la Palabra se Nos pregunta ¿crees en Dios? ¿Recibiste su luz? Qué hacemos con la luz del Señor, pues es necesario que la palabra del Evangelio se traduzca en acciones de caridad, bondad, de justicia y de paz para con los demás, reflexionó el obispo.