«En este tiempo, contemplando la Cruz, pongámonos en las manos del Padre» Mons. Oscar Aparicio

Viernes Santo se celebró la liturgia de la Pasión del Señor en la Catedral Metropolitana, en este particular momento de crisis por el COVIDA-19; donde, al igual que en la figura del Señor vemos en nuestro entorno sufrimiento y muerte, pero también un llamado a la confianza en Dios. Esto expresó Mons. Oscar en su prédica.

Monseñor Aparicio dijo que le es muy difícil poder expresarse sobre el pasaje de la muerte y más si es la de un inocente y a veces es conveniente quedar en el silencio para meditar sobre nuestra realidad frágil de seres humanos. También en este tiempo, señaló, es muy complicado hablar sobre tanto que tienen que sufrir toda esta situación de enfermedad y muerte, donde no existe un entendimiento de lo que suceda, con unos y otros.

Sin embargo, dijo, que viendo nuestra condición humana y de pasajeros por el mundo, podamos al igual que el Señor en la Cruz poder decir: “Padre, en tus manos encomiendo mi espíritu”, pues solamente en las manos de Dios Padre podremos encontrar descanso, consuelo y fortaleza.

Llamó a poner todo de nuestra parte para cuidar la vida, la vida del plante, la nuestras, de nuestra familia, del prójimo.

“El Señor tenga piedad de nosotros y nos conceda el don de la fe para mirar a Jesús crucificado, muerto y sepultado; pero con la esperanza grande de saber que resucita, y con él también nosotros encontramos la vida”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subscribe To Our Newsletter

[mc4wp_form id="69"]
A %d blogueros les gusta esto: