Francisco a los periodistas: Vuelvan a las raíces de su vocación

El Papa Francisco recibió en audiencia, este lunes 22 de enero a las 8 de la mañana, a los periodistas, operadores, fotógrafos y productores acreditados ante la Santa Sede, y les dio la bienvenida, “aunque estén en su casa”, como les dijo en su discurso. Reunido con los profesionales de la comunicación en el Vaticano, el Pontífice reconoció la pasión y el amor con el que informan, así como su duro trabajo. “Muchos de ustedes no solo siguen el Vaticano, sino también Italia, el sur de Europa, el Mediterráneo, los países de los que proceden”, añadió.

“Ser periodista es una vocación, un poco como la de un médico, que elige amar a la humanidad tratando sus enfermedades”, aseguró. Y explicó que “en cierto modo, el periodista, que elige tocar las heridas de la sociedad y del mundo. Es una llamada que viene de la juventud y lleva a comprender, a poner de relieve, a contar”.

El Santo Padre les deseó que “vuelvan a las raíces de esta vocación, que la recuerden, que recuerden la llamada que los une en tan importante tarea”. Y enfatizó la necesidad que existe de “saber y de contar, por una parte, y cuánta necesidad de cultivar un amor incondicional a la verdad, por otra”.

El Obispo de Roma les agradeció no solo por lo que escriben y transmiten, sino también por la perseverancia y paciencia al seguir día tras día las noticias que llegan de la Santa Sede y de la Iglesia, “relatando una institución que trasciende el ‘aquí y ahora’, y nuestras propias vidas”. Y citó a San Pablo VI, quien en un discurso a los representantes de la prensa italiana y extranjera el 29 de junio de 1963 afirmó: «Hay simpatía, estima y confianza por lo que son y por lo que hacen».

Bergoglio se mostró agradecido a su vez por los sacrificios de los comunicadores al seguir al Papa por todo el mundo y al trabajar a menudo incluso en domingos y días festivos. También les pidió perdón “por las veces que las noticias que me preocupan de diversos modos los han alejado de sus familias, de jugar con sus hijos”. Esto, para el Papa, es “muy importante” y, por tal motivo, reveló que, cuando confiesa, pregunta a los padres: “¿Usted juega con sus hijos?”. “Es una de las cosas que un papá y una mamá debe hacer, siempre, jugar con los hijos, y también le quita del tiempo para pasar con los maridos o esposas”.

El encuentro “es una ocasión para reflexionar sobre el arduo trabajo de un vaticanista para contar el camino de la Iglesia, para construir puentes de conocimiento y comunicación en lugar de surcos de división y desconfianza”, aseveró.

//www.vaticannews.va

A %d blogueros les gusta esto: